viernes. 30.09.2022
ENTREVISTAS DE LA CÁTEDRA RSC UMU

Víctor Candel: “El Máster en RSC de la UMU es el mejor ejemplo de diálogo entre empresa y universidad”

Director de proyectos de consultoría de RRHH en Inforges y alumno de la IX edición del Máster en RSC de la Universidad de Murcia.
Víctor Candel, alumno del Máster en RSC de la Universidad de Murcia y consultor de Inforges
Víctor Candel, alumno del Máster en RSC de la Universidad de Murcia y consultor de Inforges.

El Máster en RSC (@Master_RSC) de la Universidad de Murcia alcanza este año su décima edición, y su período de matrícula está abierto hasta el próximo 14 de octubre de 2022. El enlace de inscripción está disponible en: https://casiopea.um.es/cursospe/responsabilidadsocialx.f  o a través del correo electrónico [email protected]. Se trata de un título propio de la UMU que ha formado a más de 160 directivos y responsables de RSC y sostenibilidad de las principales empresas de la Región de Murcia.

El pasado año, uno de sus alumnos fue Víctor Candel (@jecanpa), director de proyectos de consultoría de Recursos Humanos en Inforges. Esta consultora con sede en Murcia, Alicante, Valencia y Castellón está especializada en tecnología, organización, gestión del talento, innovación, transformación digital, marketing y comunicación. Se trata de una compañía con más de 40 años de experiencia y se compone de más de 200 profesionales.

Ingeniero técnico de formación, Víctor Candel (www.linkedin.com/in/victorcandel), buscó su verdadera vocación a través de un postgrado de Aptitud pedagógica, descubriendo que lo que realmente le apasionan: las personas. A su juicio, “la adquisición de talento ahora comprende un campo muy amplio, ya que los canales y estrategias de búsqueda y atracción de talento se han multiplicado”, explica.

Cuenta con más de 15 años de experiencia en la Gestión de Personas, es consultor, formador, conferenciante y autor del blog "victorcandel.com", en el que reflexiona principalmente sobre Recursos Humanos, la búsqueda y atracción de talento, la empleabilidad y sobre cómo afrontar con éxito las diferentes fases de un proceso de selección.

Su acercamiento a la RSC viene de lejos, pero se lanzó a realizar este máster gracias a la recomendación de Antonio Barquero, director de RRHH de Linasa; y María José Campillo, responsable de Selección y Formación en Eversia. Profesionales con los que coincide en señalar que la RSC “es una vía excepcional de atracción y fidelización de talento en las organizaciones”. “Los candidatos y empleados demandan cada vez más trabajar en empresas socialmente responsables, con el foco puesto en las personas y el medioambiente, y no solo en aspectos meramente económicos”, argumenta. 

-Lo primero, ¿qué es para ti la RSC? ¿Y la sostenibilidad?

Para mí, la RSC es el compromiso de una empresa por dirigir y gestionar sus decisiones y acciones teniendo en cuenta los impactos que genera en su entorno y en los diferentes colectivos con los que se relaciona. Y la sostenibilidad, una visión a largo plazo o de futuro, del concepto RSC.

-¿Por qué elegiste cursar el Máster de RSC que se imparte en la Universidad de Murcia?

Porque sus contenidos eminentemente prácticos atienden a las necesidades que tenemos las empresas en materia de RSC. En muchas ocasiones se reprocha a las universidades que no se imparte una formación alineada con las verdaderas necesidades de las empresas, y el máster de RSC de la Universidad de Murcia, es un claro ejemplo de diálogo con las empresas, de escuchar sus problemas y necesidades, para dar forma a un programa formativo basado en obtener unos conocimientos prácticos que nos ayude a las empresas a iniciar o mejorar nuestra estrategia de RSC.

-¿Quién te lo recomendó?

La verdad que llevaba años queriendo realizar este máster, ya que me lo habían recomendado diferentes profesionales de Recursos Humanos que lo habían realizado en ediciones anteriores, como Antonio Barquero, director de RRHH de Linasa, o María José Campillo, responsable de Selección y Formación en Eversia.

-¿Cuál es la gran enseñanza que te llevas del Máster en RSC?

Cuando inicié el máster me llamó muchísimo la atención la diversidad de perfiles profesionales de los alumnos/as con perfiles de recursos humanos, financieros, de comunicación, marketing, legal… y, poco a poco, entendí que desde cualquier área de la empresa la RSC tiene una necesaria aplicación. Así que la gran enseñanza que me llevo es la gran transversalidad que tiene la RSC en todas las áreas de la empresa. Por otro lado, uno de los aportes de valor de este máster es el amplio cuadro docente, con profesorado universitario especializado en esta materia y profesionales de la RSC de todo el tejido empresarial murciano.

-¿Cuáles son a tu juicio las principales ventajas para las organizaciones de apostar por la RSC?

Desde el punto de vista de mi área profesional, es una vía excepcional de atracción y fidelización de talento en las organizaciones, para ser elegidos como lugar en el que trabajar. Los candidatos/as y empleados/as demandan cada vez más trabajar en empresas socialmente responsables, con el foco puesto en las personas y el medioambiente, y no solo en aspectos meramente económicos. Uno de los pilares fundamentales de la RSC es la dimensión social, y aquí se incluyen todas las decisiones y acciones que impactan directamente en nuestros trabajadores/as. Una gestión empresarial que tiene en cuenta la RSC en su estrategia nos ayuda a captar y fidelizar a esos profesionales que necesita para alcanzar sus objetivos.

-¿Qué casos de éxito en la implantación de la RSC en las empresas murcianas te ha impactado o te ha llamado la atención durante el máster? Y, ¿en cuál o cuáles te gustaría poder trabajar o colaborar en el futuro?

Más allá de los casos de éxito, lo que más me ha impactado son los casos de implantación de RSC en la pequeña y mediana empresa, ya que pensamos que esto de la RSC es solo para grandes empresas, y para nada. En el máster nos han visitado pequeñas, medianas y grandes empresas de la Región de Murcia, permitiéndonos tener una visión muy amplia de cómo el tejido empresarial murciano está incorporando la RSC a su gestión empresarial.

Desde mi rol de consultor, una de las motivaciones para realizar este máster era poder ayudar y colaborar con nuestras empresas cliente en la implantación de su RSC, así que me encantaría trabajar con cualquier empresa murciana que realmente considere que la RSC es estratégica para su continuidad y crecimiento.

-En tu opinión, ¿cuáles son los principales errores que se están cometiendo en torno a la RSC?

Sin lugar a dudas, tomar la RSC como una moda pasajera o asociarla a una mera vía para mejorar la reputación de la empresa de cara a la sociedad. El postureo en RSC es bastante habitual. La RSC tiene que formar parte de nuestra estrategia desde la convicción de que los aspectos no financieros son tan relevantes como los beneficios económicos. Es triste ver que muchas empresas han adoptado criterios de sostenibilidad en su gestión, no por voluntad propia, sino en muchos casos forzados por sus clientes. Aunque, sinceramente, peor es la inacción en materia de RSC.

-En Inforges, ¿cómo fomentáis en la organización la comunicación y diálogos con los grupos de interés?

Al tratarse de una empresa de servicios, nuestro foco en materia de RSC está en la dimensión social, en las personas, por lo que mantenemos una constante comunicación con empleados/as, clientes, colaboradores y proveedores a través de diferentes vías. Somos especialistas en escuchar e identificar necesidades, por lo que el diálogo forma parte de nuestro ADN.

- ¿Y cuáles son las principales buenas prácticas que destacarías?

La búsqueda continua del bienestar laboral y mejora de las condiciones laborales de nuestros trabajadores/as, así como todas las iniciativas que realizamos para contribuir a mejorar la sociedad en nuestro entorno más cercano, desde la estrecha colaboración con entidades sociales a la colaboración con la administración pública y otras empresas privadas.

-¿Cómo te defines profesional y personalmente?

Quizás la palabra que mejor me definiría es la palabra SOCIAL en muchas de sus vertientes. Soy una persona que, tanto profesional como personalmente, necesito el trato y la relación con las personas en mi día a día, una persona activa en redes sociales, preocupada por su entorno y sensibilizada con los colectivos en exclusión social por cuestiones de género, de origen, de edad o discapacidad.

-¿Cuál ha sido la frase que más te ha halagado en el terreno profesional? ¿Y la que más te ha dolido?

La que más me ha halagado se produjo unos meses después de ser despedido en una empresa: “Víctor, cuánto echamos en falta la cercanía y la confianza con la que nos tratabas desde el área de Recursos Humanos”. Para mí, siempre ha sido importante dejar una huella positiva en todo aquello que hago. La frase que más me ha dolido: “Un profesional de RRHH que no ha estudiado Relaciones Laborales, Psicología o Pedagogía no tiene credibilidad profesional. Siendo ingeniero es imposible que puedas estar orientado a las personas, sois demasiado rígidos, racionales y orientados a la tarea”.

-Las organizaciones, ¿entienden que la única forma de hacer tangible la RSC es a través de los sistemas de gestión?

Desde mi punto de vista, no es que lo entiendan o no lo entiendan, es que la gran mayoría lo desconocen. Ya que asocian la RSC con un concepto cuya finalidad es meramente filantrópico y no de gestión.  Por lo que cuando les hablas de sistemas de gestión de Responsabilidad Social Corporativa, les suena a chino y lo asocian a que les estas hablando de un tema de calidad.

-¿Crees que el comportamiento ético o el compromiso son ‘rentables’ económicamente para las empresas?

Ser socialmente responsable tiene un retorno financiero. En mi área profesional, aplicar políticas que mejoren el bienestar de los trabajadores, incrementa la productividad, reduce el absentismo y la rotación de personal, consigue que tengamos empleados/as más comprometidos, aumenta la fidelización de los trabajadores/as, supone un ahorro de costes en reclutamiento y selección, y genera una ventaja competitiva frente a la competencia. Aun así, soy de la opinión de que no solo hay que ser responsable porque sea rentable, sino porque la responsabilidad ante la sociedad también es una responsabilidad moral de la empresa.

-Dinos un referente personal o profesional que haya marcado su trayectoria.

Al finalizar mis estudios universitarios e incorporarme al mercado laboral, descubrí que no me gustaba el trabajo para el cual me había formado. Estaba completamente desorientado. Procedo de una familia monoparental donde mi madre tuvo que trabajar duro para educar y sacar adelante a sus cuatro hijos. Así que tampoco quería decepcionar a mi familia. Cómo le explicaba a mi madre que después de hacer un gran esfuerzo económico no deseaba trabajar como ingeniero…. Así que decidí dirigirme al Observatorio Ocupacional de la universidad donde estudié, y tuve la suerte de conocer a una orientadora laboral que me ayudó a identificar mis competencias, habilidades y motivaciones para redirigir mi carrera profesional. Un hito que hizo que acabase reenfocando mi trayectoria hacia la docencia y posteriormente a los Recursos Humanos. Han transcurrido más de 20 años y no recuerdo el nombre de esta persona, pero ha sido una de las más importantes en mi trayectoria profesional, ya que sin su asesoramiento y buen hacer profesional no estaría donde me encuentro a día de hoy.

-Por último, te pedimos que compartas con nosotros una frase, un libro y una canción para este verano.

Una frase que tengo tatuada a fuego en mi mente: “La gente olvidará lo que dijiste, olvidará lo que hiciste, pero nunca olvidará cómo la hiciste sentir” de Maya Angelou.

Un libro para este verano: “Rayuela”, de Julio Cortázar. Un libro para sentirlo, no para entenderlo, con tres posibles formas de lectura.

Una canción: “La noche que acabó”, de Marta Sánchez. Una canción melancólica para esas puestas de sol veraniegas.

Víctor Candel: “El Máster en RSC de la UMU es el mejor ejemplo de diálogo entre empresa...
Comentarios