jueves. 30.05.2024

La confianza de los consumidores repuntó en abril al mejorar tanto su valoración de la situación actual como de las expectativas a futuro, aunque el indicador se mantiene por debajo de los 100 puntos, lo que supone una percepción negativa de la economía.

El indicador de confianza del consumidor (ICC) del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), publicado este lunes, sumó 2 puntos en abril y se situó en 84,5, por debajo de los 100 puntos que marcan el umbral entre el optimismo y el pesimismo económico.

En términos generales, los consumidores son más optimistas respecto a la situación económica general que en relación con la situación de su economía doméstica.

El subíndice referido a la situación actual subió 1,7 puntos, hasta 77,6, en tanto que el referido a las expectativas creció 2,3 puntos, hasta 91,4.

El CIS destaca que respecto a las cifras de hace un año, la evolución es "muy positiva" en todos los componentes, tanto a lo que se refiere a la situación económica general, como a la de los hogares y a la del mercado de trabajo.

Sobre la evolución de las expectativas en relación con los precios, la capacidad de compra y el ahorro previsto, el ICC de abril refleja una bajada de los temores de inflación respecto al mes anterior, mientras que crece el miedo a un futuro incremento de los tipos de interés.

No obstante, aumentan las perspectivas de ahorro, así como las de consumo.

La confianza de los consumidores repunta en abril pero se mantiene en el pesimismo