domingo. 21.04.2024

Alvalle, la marca de fabricante líder de gazpacho refrigerado de marca en España, ha destinado un total de 6,7 millones de euros durante los últimos dos años (2021 y 2022) para producir sus gazpachos de forma aún más respetuosa con el medioambiente. Esta inversión se suma a la inicial de 31 millones de euros para su nueva planta de 28.000m2 ubicada en Alcantarilla, a menos de 200 kilómetros a la redonda de donde se cultivan sus ingredientes.

 

Alvalle ha puesto foco en dos proyectos clave para el avance hacia una producción más sostenible: una nueva línea de envasado para botellas 100% de plástico reciclado (excluido tapón y etiqueta) y que permitirá reducir en un 40% la huella de carbono, además de  favorecer la circularidad de envases. Este nuevo formato presenta la innovación para este verano, una nueva gama con dos variedades de tomate según temporada llamada “Selección de Temporada” (tomate pera y kumato para primavera-verano y tomate rosa y negro para otoño invierno). El otro gran proyecto para este 2022 ha sido la instalación de 1.500 paneles solares que proporcionarán el 20% de la energía anual de la planta. El 100% de la electricidad que utiliza es renovable y además es una planta prácticamente de residuo 0.

 

En paralelo, Alvalle ha continuado con sus esfuerzos por hacer un uso más eficiente del agua poniendo en marcha un proyecto de recirculación para incrementar su ahorro.  En la actualidad Alvalle utiliza un 18% menos de agua para elaborar su gazpacho con respecto a 2015. También en el campo, donde se emplea riego por goteo y se cubren las tomateras para evitar la evaporación del agua.

 

Este año, además, Alvalle y Fundación PepsiCo junto a ANSE han lanzado el primer programa de reabastecimiento de agua para devolver 70 millones de litros al río Segura (el equivalente a su consumo en planta). El proyecto consiste en la sustitución de la caña, especie invasora, por bosque de ribera, que favorecerá el ecosistema y la biodiversidad gracias a la creación de un nuevo sumidero de carbono, al incremento de la oxigenación del agua, y a la reducción de la velocidad del caudal del río.

 

“Las grandes inversiones de Alvalle tiene foco en sostenibilidad porque Alvalle no solo debe ser un 'buen' producto por su sabor y frescura y perfil nutricional, sino que también debe ser 'bueno' para el planeta y su comunidad. Crecemos año a año, pero siempre buscando la forma de hacerlo más respetuosa con el medioambiente. Este año produciremos alrededor de 38 millones de litros de gazpacho, un 12% más que el año anterior, y exportaremos el 50% con Francia a la cabeza” afirma Iker Ganuza, director general de PepsiCo en España.

 

Este impulso por la sostenibilidad viene enmarcado dentro de la nueva estrategia de la compañía llamado 'PepsiCo Positive' que tiene como objetivo poner la sostenibilidad en el centro promoviendo así un impacto positivo en el planeta y también en las personas.

Alvalle renueva su compromiso con el medioambiente