miércoles. 27.09.2023

CaixaBank ha colaborado con el Banco Central Europeo (BCE) en un ejercicio experimental para el desarrollo de un prototipo de pagos inmediatos con el euro digital entre personas de la eurozona. Según informa el banco en su web, CaixaBank fue seleccionado en septiembre por el BCE en el marco de una convocatoria internacional dirigida a proveedores de servicios de pago, bancos y otras empresas relevantes para la creación de prototipos de servicios de pago como parte de la fase de investigación para preparar un posible lanzamiento del euro digital.

En concreto, el BCE ha llevado a cabo un ejercicio de prototipado para testear cómo posibles propuestas de diseño para el euro digital podrían implementarse técnicamente e integrarse en el actual panorama europeo de pagos, unas pruebas que han demostrado que es posible una integración sencilla.

CAIXABANK, ÚNICO BANCO ELEGIDO PARA ESTA EXPERIENCIA

CaixaBank ha sido el único banco escogido para participar en esta iniciativa del BCE. En concreto, CaixaBank, con amplia experiencia en servicios financieros y en medios de pago innovadores, recibió el encargo de desarrollar una posible solución para pagos entre personas (P2P).

La propuesta presentada al BCE se basa en una aplicación móvil en la que el usuario podría visualizar fácilmente su saldo en euros digitales y los movimientos realizados.

Además, la aplicación móvil también permitiría enviar euros digitales o solicitar pagos pendientes a otras personas en la eurozona.

LA SOLUCIÓN PODRÍA INTEGRARSE EN LA BANCA DIGITAL DE LAS ENTIDADES

Para simplificar su uso, el desarrollo podría integrarse dentro de las aplicaciones de banca digital de las entidades financieras.

En el prototipo, como usuarios del euro digital, cada cliente tendría un alias y con esa referencia sería suficiente para utilizar el servicio de pagos.

De esta forma, sería posible enviar o recibir pagos sin tener que compartir necesariamente datos como el número de teléfono o el correo electrónico o el IBAN de la cuenta bancaria.

De todas maneras, para facilitar el uso del servicio, también se permitirían envíos de dinero a los contactos personales que tenga almacenados el cliente.

Además, el Banco Central Europeo no tendría acceso a la información privada de los pagos realizados en euros digitales entre los usuarios, con lo que se garantiza en todo momento la confidencialidad de las transacciones.

En su documento de resumen del prototipo, publicado esta semana en la web del BCE, esta institución concluye que, según los estudios realizados, un euro digital funcionaría tanto "online" como "offline", utilizando diseños independientes, lo que incrementaría su resiliencia, resalta CaixaBank. 

CaixaBank colabora con el BCE en un prototipo de pagos inmediatos con el euro digital