jueves. 30.05.2024
PROYECTO

La murciana Eurovértice, elegida por la Comisión Europea para formar parte del Festival de la Nueva Bauhaus

El proyecto LIFE Bauhausing Europe tiene como objetivo la reimaginación, con la colaboración de la ciudadanía, de edificios públicos para la mejora de la sostenibilidad y la calidad de vida en los barrios en los que están insertos.

undefined
La muestra tiene lugar en las ciudades de Cartagena, Blanca, Varazdin (Croacia), Adazi (Letonia) y el distrito de Erzsebetvaros, en Budapest (Hungría).

Esta semana se han inaugurado en cinco municipios de cuatro países europeos exposiciones sobre el proyecto LIFE Bauhausing Europe, cofinanciado por la Unión Europea y coordinado por la empresa murciana EuroVértice, del Parque Científico de Murcia, cuyo fin es la reimaginación, con la colaboración de la ciudadanía, de edificios públicos para la mejora de la sostenibilidad y la calidad de vida en los barrios en los que están insertos.

Estas cinco exposiciones son parte de un evento satélite oficial del Festival de la Nueva Bauhaus, una serie de actividades organizadas en todo el continente por la Comisión Europea, para dar a conocer algunos de los principios que regirán las políticas públicas con las que se quiere llevar a la práctica el Pacto Verde Europeo durante los próximos años. 

Hitos con vecinos y vecinas desde Cartagena a Budapest

En la muestra, que tiene lugar en las ciudades de Cartagena, Blanca, Varazdin (Croacia), Adazi (Letonia) y el distrito de Erzsebetvaros, en Budapest (Hungría), se presentan algunos de los hitos de la labor que están llevando a cabo en cada ciudad en los últimos meses grupos de vecinos y vecinas. 

Hasta el momento, en cada una de las localidades, quienes se han unido de manera voluntaria a la iniciativa han desarrollado procesos colectivos de reimaginación de un edificio en cada barrio a través de diversos talleres. Estos van desde un antiguo almacén de fruta, a instalaciones militares abandonadas, un local social, antiguas oficinas o un teatro histórico.

En los grupos de trabajo, tras hacer un diagnóstico de la situación del entorno, se han seguido los pasos de un proyecto de diseño, mediante una metodología denominada design thinking. De esta manera, se han identificado usuarios actuales y potenciales, se han descrito sus necesidades y sus usos del espacio, y se han diseñado modelos en tres dimensiones sobre cómo les gustaría que quedara cada edificio tras su rehabilitación.

Las propuestas ciudadanas son tenidas en cuenta en el rediseño de los edificios

La verdadera novedad del proyecto es que un grupo multidisciplinar de expertos, entre los que se encuentran profesionales de la arquitectura, el medio ambiente y personal técnico municipal, elaborarán las bases que orientarán un concurso de ideas del que saldrá el proyecto de rehabilitación de cada edificio, que deberá contar obligatoriamente con propuestas de las aportadas por los vecinos y con requisitos relacionados con la sostenibilidad ambiental, como la reutilización de materiales o la eficiencia hídrica y energética.

Como parte del festival se presenta además un vídeo que recoge lo trabajado en las cinco ciudades en las que se desarrolla LIFE Bauhausing Europe. En etapas posteriores, el proyecto tiene una duración de cuatro años, cada grupo de trabajo propondrá actividades relacionadas con la circularidad y la sostenibilidad ambiental en sus barrios y se intervendrá directamente sobre el espacio público.   

La murciana Eurovértice, elegida por la Comisión Europea para formar parte del Festival...