viernes. 09.12.2022

Si comienzas a contar todas las cuentas online que tienes, lo más probable es que superes las treinta o cuarenta muy fácilmente. Facebook, Instagram, Twitter, Amazon, Google, Microsoft, tu banca online… la enorme cantidad de plataformas online que nos solicitan la creación de una cuenta para ofrecernos sus servicios no deja de crecer, y esto implica unos riesgos de ciberseguridad cada vez mayores tanto en el ámbito personal como en el empresarial.

 

Muchas personas continúan optando por la comodidad de reutilizar la misma contraseña para todo, o al menos para una gran parte de sus cuentas online. Sin embargo, la mala práctica de reutilizar las claves en lugar de usar un gestor de contraseñas para proteger las cuentas puede tener consecuencias devastadoras. Estos son algunos ejemplos de lo que puede ocurrir si reutilizas las contraseñas de tus cuentas online:

 

1. Puedes perder acceso a tu correo electrónico… y a todas tus cuentas online

Uno de los principales errores que cometen los usuarios de internet es utilizar la misma contraseña para el correo y para el resto de sus cuentas online. Esto significa que, si se filtra tu contraseña de Facebook, un ciber atacante puede utilizarla para acceder a tu correo y apropiarse de tu cuenta. De esta manera, además, también puede cambiar tu contraseña de muchas otras cuentas online, apropiándose literalmente de tu identidad digital.

 

2. Pueden vaciar tu cuenta bancaria

Evidentemente, no deberías utilizar en tu banca online una contraseña que hayas usado en cualquier otra cuenta, ya que esto podría habilitar a un hacker para transferirse tu dinero o hacer compras en tu nombre. El problema puede ser muy grave si por ejemplo te roban el smartphone y acceden a Bizum, ya que las transferencias realizadas con este método son instantáneas y, además, se pueden verificar desde el propio smartphone.

 

3. Puedes perder el control de tu empresa

Uno de los motivos de despido más habituales en 2022 es el incumplimiento de las normas de ciberseguridad de las empresas, y por una buena razón. Reutilizar las contraseñas de la empresa puede ocasionar serias filtraciones o incluso ciberataques de ransomware en tu compañía, lo que significa que puedes sufrir pérdidas millonarias por una simple negligencia. Este tipo de ciberataques apuntan cada vez más a las empresas españolas, así que debes tener mucho cuidado con ellos.

 

4. Pueden filtrarse los datos críticos de tu compañía

Otra posibilidad es el hecho de que los ciberatacantes simplemente se apropien de datos críticos de tu empresa y los publiquen en internet. Esto puede darse si no pagamos el rescate que solicitan, o simplemente si su objetivo pasa por hacerte daño de esa forma. Tener tu información contable o incluso contratos confidenciales publicados en la red puede causarte problemas legales que en ocasiones son incluso peores que el pago de una cuantía económica.

 

5. Pueden hacerse pasar por ti en tus redes sociales

Piensa en todo el tiempo que has dedicado a construir tu presencia digital en redes sociales como Facebook, Instagram o Twitter. Estas redes se han convertido en mucho más que un pasatiempo y pasan a definir en buena medida quién eres y cómo te perciben en tu entorno social, también a nivel empresarial. Perder acceso a ellas permitiría a un ciberatacante puede hacerse pasar por ti y acabar con tu imagen publicando contenidos inapropiados o enfureciendo a tus contactos.

 

6. Pueden realizar compras con tu cuenta de Amazon

Si tu contraseña de Amazon es la misma que la de cualquier otra cuenta que tengas en internet, y por cualquier razón se filtra, entonces cualquier ciber atacante puede acceder a ella y realizar compras en tu nombre. Y lo mismo que ocurre en Amazon puede tener lugar en cualquier otra tienda online. Estas plataformas digitales suelen tener guardados los datos de tu tarjeta bancaria, así que un hacker solo tiene que elegir lo que quiere comprar y empezar a gastar el dinero de tu cuenta hasta que tu banco diga basta.

 

7. Puedes quedarte sin dinero en el extranjero

Todos los ejemplos que hemos mostrado pueden resultar devastadores por sí solos, pero el peligro puede ser todavía mayor si el hackeo tiene lugar mientras te encuentras en el extranjero. Quizá te parezca que esta posibilidad es remota, pero, de hecho, los viajes aumentan las posibilidades de sufrir un hackeo debido al uso de redes Wi-Fi no seguras que permiten la intercepción de nuestras contraseñas del correo o la información de la tarjeta de crédito al hacer reservas o compras online. Por eso es tan importante que tomes las medidas necesarias para proteger tus contraseñas y tu conexión a internet al viajar.

7 cosas que pueden ocurrir si reutilizas tus contraseñas
Comentarios