martes. 20.02.2024

CaixaBank ha participado, junto a otras 59 entidades de 21 países de toda Europa, en el consorcio CONCORDIA, cuyo objetivo ha sido definir las bases del ecosistema europeo de ciberseguridad. El proyecto, enmarcado en el programa Horizonte 2020 que arrancó en enero de 2019 y ha finalizado este año, se ha centrado en la definición de una hoja de ruta de ciberseguridad para mejorar la coordinación y comunicación entre organismos, empresas y Estados de Europa en esta materia.

Dentro del consorcio, CaixaBank ha participado, juntamente con Atos IT Solutions and Services Iberia, líder en transformación digital (computación en la nube, ciberseguridad y supercomputación), en el desarrollo de una herramienta para que compartir datos relacionados con la ciberseguridad y el fraude financiero (como casos de phishing, cuentas bancarias, tarjetas…) sea más flexible y seguro. El propósito de este caso de uso es fomentar el intercambio seguro de información para facilitar la coordinación entre los diferentes organismos y empresas europeas. La entidad ha ayudado a configurar esta herramienta para poder, por ejemplo, definir con mucho detalle qué información es necesaria anonimizar y grupos concretos con quién compartirla.

CaixaBank ha sido el único banco español integrante de este proyecto insignia de la Comisión Europea, que ha contado con un presupuesto de 16 millones y en el que han estado representados múltiples sectores. El proyecto abarca diferentes ámbitos, como la investigación e innovación, educación y habilidades, economía, inversiones, asuntos legales y políticos, normalización, certificación y construcción del ecosistema europeo de la ciberseguridad.  

Para abordar la actual fragmentación en materia de seguridad a nivel europeo, también se ha creado un Centro de Ciberseguridad pan-Europeo que aglomera diversas entidades de referencia en esta materia. La hoja de ruta y recomendaciones del ecosistema de ciberseguridad europeos extraídos de CONCORDIA han resultado claves para la definición y creación del European Cybersecurity Competence Centre (ECCC), ubicado en Bucarest y que apoyará el despliegue de soluciones innovadoras de ciberseguridad. Este centro tiene como objetivo aumentar las capacidades y la competitividad de la ciberseguridad de Europa, trabajando junto con una Red de Centros Nacionales de Coordinación para construir una comunidad de ciberseguridad fuerte.

El ECCC desarrollará e implementará, con los Estados miembros, la industria y la comunidad tecnológica de ciberseguridad, una agenda común para el desarrollo tecnológico y para su amplio despliegue en áreas de interés público y en las empresas. Además, facilitará la colaboración y el intercambio de conocimientos y capacidades entre los diferentes actores, como la industria, los centros de investigación y organismos públicos, entre otros.

CaixaBank participa en un consorcio para definir las bases del ecosistema europeo de...