jueves. 22.02.2024

Los envíos globales de ordenadores, incluidos de escritorio, portátiles y terminales de trabajo, alcanzaron 348,8 millones de unidades en 2021, un 14,8% más que en 2020, pese a la crisis de semiconductores, según los datos de International Data Corporation (IDC).

 

Lenovo fue, al igual que el pasado ejercicio, la marca con mayor cuota de mercado, ya que alcanzó el 23,5%, tras enviar 81,9 millones de unidades, un 14,1% más que en 2020.

 

HP se situó en segunda posición, con el 21,2% del mercado, tras vender 74,1 millones de unidades, un 9,3% más que en 2020, mientras que Dell Technologies ocupó la tercera posición, con un 17% del mercado, después de enviar 59,3 millones de ordenadores, un 17,9% más.

 

Apple obtuvo el cuarto lugar, con un 8% del mercado gracias a sus 27,8 millones de envíos, un 22,1% más que en 2020, seguida de Acer Group, con el 6,9% del mercado tras vender 23,9 millones de unidades, lo que supone un aumento del 14% respecto al ejercicio anterior.

 

Durante 2021 se registró el nivel más alto de envíos desde 2012 gracias a la necesidad de dispositivos por parte de los consumidores en los mercados emergentes y la sólida demanda global que se mantiene desde que comenzó la pandemia.

 

En lo que respecta al último trimestre de 2021, los envíos mundiales de ordenadores alcanzaron 92,7 millones de unidades, un 1% más que en el mismo trimestre de 2020.

 

Por compañías, Lenovo y HP obtuvieron el 23,4% y 20,1% del mercado, respectivamente, entre septiembre y diciembre de 2021, pero ambas compañías vivieron descensos interanuales en sus ventas, del 3,3% y 3,2% cada una.

 

Por su parte, Dell Technologies alcanzó el 18,6% del mercado, después de que sus ventas aumentaran un 8,9% interanual, y Apple se hizo con el 8,2% de los envíos globales, con una subida en sus ventas del 8,6%.

 

Asus y Acer Group compartieron la quinta posición por cuota de mercado en el último trimestre de 2021, con el 6,6% y 6,5%, respectivamente. Eso sí, los envíos de la primera compañía aumentaron un 12,5% interanual, mientras que los de la segunda descendieron un 7,7%. 

La crisis de chips no frena la venta de ordenadores: crece un 14,8% en 2021