lunes. 03.10.2022
TEMPORAL

Los empresarios murcianos 'arriman el hombro' frente al temporal

Patronales como Frecom pusieron a disposición de las autoridades los vehículos pesados de sus empresas mientras que cientos de compañías particulares también se ofrecieron a colaborar

La CROEM se une a la petición de declaración de zona catastrófica y hará una donación para ayudar a la recuperación de la zona tras el temporal

Los empresarios murcianos demostraron una vez más su senbilidad en un momento de necesidad y no dudaron en 'arrimar el hombro' para paliar los devastadores efectos del temporal que durante los últimos días la Región de Murcia. Han sido cientos las muestras de solidaridad surgidas en el sector empresarial murciano para ayudar a desescombrar, para acoger a afectados por las evacuaciones o para aportar suministros.

 

En este sentido, la Federación de Empresarios de la Construcción (Frecom), con su presidente José Hernández al frente no dudó en responder al llamamiento del Ejecutivo autonómico para sacar de las obras cuantos vehículos pesados fueron necesarios y llevarlos al Campo de Cartagena y especialmente a Los Alcázares para apoyar las labores de desescombraje y ayudar al rescate de las personas que quedaron atrapadas. También contribuyeron a esta labor las empresas de la Cámara de Contratistas y de Afarem, la asociación de las empresas del sector de los áridos.

 

En Murcia capital fueron varias empresas murcianas, como Chatarras El Bomba, las que mandaron sus grúas articuladas a los márgenes del río Segura para sacar del cauce todas las ramas y objetos arrastrados por la riada que amenazaban con agravar el desbordamiento. Dichas ramas y rastrojos también fueron transportados en camiones de diversas empresas de transporte, como Grupo Disfrimur, cuya marca de alquiler de vehículos, DFM Rent a Car, cedió asimismo vehículos de logística a la Cruz Roja para el reparto de materiales de emergencia.

 

El Hospital Mesa del Castillo, con su director general, Luis Mesa, a la cabeza, también mostró su cara más solidaria para ofrecer sus instalaciones de manera gratuita a todas aquellas personas mayores o con necesidades especiales que hubieran tenido que ser desalojadas por las amenazas de crecidas del río Segura a su paso por el entorno de la Huerta de Murcia.

 

También Carrefour hizo una contribución en forma de alimentos y otros productos, poniendo a disposición de Cruz Roja alimentos y artículos de primera necesidad (higiene y ropa). Un soporte que, en esta ocasión, hizo desde los hipermercados de la marca en San Javier; Alfonso XXIII en Cartagena y Carrefour Infante en Murcia, que ha permitido asistir a cientos" de damnificados. Lidl también abrió las puertas de sus supermercados para aportar lo que fuera necesario.

 

En Blanca y en otros municipios, Grupo Caliche donó miles de litros de agua embotellada para repartir a la población. La entrega se hizo también a través de Cruz Roja, canalizadora de buena parte de la solidaridad de las empresas. También contribuyó a esta labor la cervecera Estrella de Levante, que puso sus camiones de reparto a disposición del Ejecutivo regional para llevar agua potable u otros enseres de primera necesidad a donde hiciera falta. El agua fue donada por Aneabe (asociación de Aguas Minerales de España).

 

Son cientos de ejemplos. Actúa Servicios y Medio Ambiente contribuyó al desescombro en Mazarrón; la empresa de lavanderías Achowash se ofreció para lavar y secar la ropa de aquellos que en la noche del jueves tuvieron que ser realojados en el pabellón Cagigal de Murcia, El Corte Inglés donó ropa y calzado, Cool Vega zumos, batidos, gazpachos y salmorejo...

 

Además, prácticamente todas las instituciones bancarias y empresas aseguradoras ofrecieron líneas de ayuda para paliar los destrozos del temporal, así como las diferentes aseguradoras que operan en la Región. Es el caso de Bankia, Sabadell o Gesa Mediación, entre otras.

 

 

ZONA CATASTRÓFICA. A todo ello hay que sumar que la CROEM, patronal de la Región, se ha unido al Gobierno regional en su petición de declaración de zona catastrófica ante las consecuencias tras las lluvias torrenciales de los últimos días. Esta petición se sustenta en los cuantiosos daños materiales derivados de las inundaciones, que han anegado calles, viviendas y empresas y han afectado de manera muy significativa al sector agroalimentario, en cuantía que es difícil determinar dada la magnitud de esta gota fría, inédita en la historia de la Región de Murcia.

 

Además, en estos momentos, CROEM estudia la posibilidad de realizar algún tipo de donación benéfica para los municipios afectados (agua potable, víveres, enseres y otros) y está potenciando al mismo tiempo que las empresas de la región aporten en la misma línea.

 

El presidente autonómico Fernando López Miras, reconoció la labor solidaria de los empresarios murcianos en su discurso tras el Consejo de Gobierno extraordinario celebrado este sábado, dando "las gracias a las empresas e instituciones que han contestado a la llamada de socorro que se les solicitó. Han prestado maquinaria pesada, comida, mantas, instalaciones, agua, y lo más importante de todo, sus manos y su disposición a lo que hiciera falta en cada momento".

Los empresarios murcianos 'arriman el hombro' frente al temporal
Comentarios