lunes. 30.01.2023

El Máster en RSC de la Universidad de Murcia (UMU), que se encuentra en su X edición, es una formación de postgrado que en una década ha formado a más de 180 profesionales dedicados a la RSC y sostenibilidad, convirtiéndose en un referente en el ámbito regional y nacional.

El pasado año, uno de sus alumnos fue el periodista Daniel Marín Ortiz (Totana, 1994), quien acaba de aterrizar en la agencia EFE en Murcia tras trabajar anteriormente en Disfrimur, Grupo de Medios de Televisión y La 7. Graduado en Periodismo y Técnico Audiovisual, aquí expone que la RSC “es una actitud dirigida a hacer las cosas de la mejor manera posible”. “Las empresas no son otra cosa que grupos de personas trabajando por un mismo objetivo, por lo que habría que definir un segundo término más específico, que yo llamo Responsabilidad Social Personal (RSP)”, explica.

-Lo primero, ¿qué es para ti la RSC? ¿Y la sostenibilidad?

 La Responsabilidad Social Corporativa (RSC) es una actitud, una actitud dirigida a hacer las cosas de la mejor manera posible. Las empresas no son otra cosa que grupos de personas trabajando por un mismo objetivo, por lo que habría que definir un segundo término más específico que yo llamo Responsabilidad Social Personal (RSP). Este termino alude al compromiso que tenemos cada uno de nosotros para ser mejores personas, para hacer que nuestras acciones estén enfocadas al bien común. ¿Si una persona no es capaz de tener un comportamiento ético y moral en su día a día, como va poder gobernar, gestionar, dirigir, o trabajar responsablemente para con una empresa? ¿Cómo puede mi empresa ser socialmente responsable en la gestión de residuos, si no recojo las cacas de mi perro cuando lo saco a pasear? No puede existir la RSC si no existe antes la RSP.

Por su parte, la sostenibilidad es una cualidad que permite la vigencia de las cosas en el tiempo. Cuanto más sostenible sea algo mayor perdurabilidad tendrá. En lo referente a las empresas, podemos encontrar varios tipos de sostenibilidad como la financiera o económica, la medioambiental o la social, entre otras. Una empresa no puede subsistir si no tiene beneficios, pero su supervivencia también puede verse comprometida si sus intereses entran en conflicto con los de su entorno social y medioambiental.

-¿Por qué elegiste cursar el Máster de RSC que se imparte en la Universidad de Murcia?

Me parecía un máster muy interesante que me iba a permitir conocer de primera mano cómo las empresas gestionan sus relaciones internas y externas para mejorar. Hace ya un tiempo me di cuenta que una buena manera de alcanzar la plenitud laboral o profesional era trabajando por cuenta propia, en un proyecto que me ilusionara y me motivara pero que también sirviera para hacerle la vida más fácil a la gente, a mi entorno, y sabía que el máster me iba a ayudar en esta última parte.

-¿Quién te lo recomendó?

Mi gran amigo y mentor Javier López –precisamente, alumno de la VIII edición del Máster en RSC-, uno de los mejores profesionales del sector audiovisual de la Región de Murcia, y de España.

-¿Cuál es la gran enseñanza que te llevas del Máster en RSC? ¿Y el profesor o ponente que más te gustó?

“La RSC es hacer las cosas bien”, como dice Longinos Marín. Esa frase fue muy reveladora porque ahí me di cuenta que hacer RSC no es donar dinero a una ONG o contaminar menos, hacer RSC es mucho más, y mucho más sencillo. Hacer RSC es tener contentos a tus empleados porque cobran lo que se merecen, hacer RSC es tener contentos a tus clientes porque pagan un precio justo por tu producto, hacer RSC es tener contentos a tu entorno social porque favoreces el empleo local, en definitiva, la RSC son actuaciones muy sencillas que cualquier compañía, grande o pequeña, puede implementar.

-¿Cuáles son a tu juicio las principales ventajas y beneficios para las organizaciones de apostar por la RSC?

La principal ventaja para una empresa de apostar por la RSC es la rentabilidad. Las empresas socialmente responsables son más rentables a largo plazo, y no hay que olvidar que la rentabilidad es el principal objetivo de una empresa.

-¿Qué casos de éxito en la implantación de la RSC en las empresas murcianas te ha impactado o te ha llamado la atención durante el máster? Y, ¿en cuál o cuáles te gustaría poder trabajar o colaborar en el futuro?

Creo que en lo que respecta a sostenibilidad medioambiental, Grupo Disfrimur lo está haciendo bastante bien. Su estrategia de Transporte Invisible, a partir de la cual están incorporando vehículos de combustible alternativo como el gas o la electricidad para reducir su huella de carbono, me resulta muy interesante.

Otra de las que me han llamado mucho la atención por el trato que muestran hacia los trabajadores son Hero e Ikea. Los horarios, la flexibilización de jornadas y los servicios que prestan a empleados (fisioterapia, medicina general, etc.) me llamaron mucho la atención.

-En tu opinión, ¿cuáles son los principales errores que se están cometiendo en torno a la RSC?

Los lavados de cara. Hay muchas empresas que enarbolan la bandera de la RSC cuando tienen a sus empleados en condiciones precarias o causan enfermedades a sus clientes por los servicios que ofrecen. No hace falta decir mucho más.

-Sobre la Agenda 2030 de Naciones Unidas y los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), más allá de los gobiernos ¿hasta qué punto las organizaciones o las empresas son clave para impulsar un mundo mejor con esta hoja de ruta?

No puede haber cambio a nivel global sin la participación de las empresas. Hoy en día las grandes compañías tecnológicas como Amazon, Apple o Tesla tienen más poder que la mayoría de los gobiernos, de ahí que nos de pueda contemplar ningún cambio sin contar con ellas.

-¿Cómo te defines profesional y personalmente?

Me defino como una persona ambiciosa a la que le gusta el trabajo bien hecho. A veces soy un poco exigente conmigo mismo y eso me puede generar cierto agobio, pero por lo general sé afrontar los retos que me depara mi profesión y consigo explotar mi potencial.

-¿Cuál ha sido la frase que más te ha halagado en el terreno profesional? ¿Y la que más te ha dolido?

“Qué bien escribes”, esta es la frase más me halaga. “Tú estás ahí porque te he puesto yo y si yo quiero, mañana ya no vienes más” esta creo que es la peor frase que me han dicho en el ámbito laboral.

-Dinos un referente personal o profesional que haya marcado su trayectoria.

Mi padre, él me hizo ver que teniendo un buen trabajo se vive bien, pero teniendo una buena empresa se vive mejor.

-Por último, te pedimos que compartas con nosotros una frase, un libro y una canción para este verano.

Frase: “La normalidad es una tontería”.

Libro: “La conjura de los necios” de John Kennedy Toole.

Canción: “Otra noche en Miami” de Bad Bunny.

“No puede existir la RSC si no existe antes la Responsabilidad Social en el ámbito...
Comentarios